octubre 11, 2009

GP PAN: LyFC

México, DF, 11 de octubre de 2009

DECLARACIÓN DEL GRUPO PARLAMENTARIO DEL PAN EN LA CAMARA DE DIPUTADOS A PROPÓSITO DE LA LIQUIDACIÓN DE LA COMPAÑÍA DE LUZ Y FUERZA DEL CENTRO

Consistente con la política de cambio en el país, comprometida por el presidente Felipe Calderón en la presentación de su III Informe de Gobierno, el Ejecutivo adoptó hoy una medida esperada y solicitada por la población hace muchos años que traerá al país beneficios postergados una y otra vez.

El decreto para la liquidación de Luz y Fuerza del Centro pondrá fin a una de las más grandes paradojas económicas: un monopolio que pese a ser único prestador de servicios tiene pérdidas millonarias, calculadas en más de 300 mil millones de pesos de 2007 a 2012 (seis veces el Programa Oportunidades o el financiamiento a la construcción de un millón 200 mil casas de interés social).

Si el país no puede darse más lujos -se pagan con más impuestos de los contribuyentes o alza de tarifas a los consumidores- en estos momentos de crisis financiera mundial es insostenible el mantenimiento de prebendas y privilegios. Nada más alejado al programa de 10 puntos presentado por el Jefe del Ejecutivo en septiembre pasado.

De cara a la voluntad del Presidente de la República para no posponer más las decisiones necesarias que reclama el país, los diputados del GPPAN externan su reconocimiento y solidaridad con las acciones que desde el Congreso de la Unión deberán realizarse para consolidar el paso dado hoy.

En la Cámara de Diputados reconocemos en la decisión presidencial:
• Un compromiso ineludible por preservar y garantizar los derechos de los trabajadores de Compañía de Luz. Estamos frente a una medida apoyada en razones de eficiencia y cuidado de los recursos públicos.
• Garantizar el servicio a los millones de usuarios que no deberán sufrir merma en el suministro eléctrico. El consumidor no tiene porqué pagar más la ineficiencia. Este es un paso más por el cambio.
• El Estado Mexicano no renuncia ni renunciará a la propiedad de esta industria. La participación de la Comisión Federal de Electricidad garantiza el destino de la Compañía de Luz y descarta cualquier aventura privatizadora.
• Los contribuyentes mexicanos recibirán también un beneficio directo al eliminar los millonarios costos del subsidio a un mal servicio.
• Pone en juego la coordinación y la responsabilidad en la concertación de los cinco gobiernos de las entidades en las que presta su servicio LyFC: Distrito Federal, Estado de México, Puebla, Hidalgo y Morelos.

Los legisladores federales de Acción Nacional, comprometidos con sus electores y con el trabajo continuo en bien del país, reconocen en la medida presidencial un cambio esperado, necesario y que beneficiará tanto a los consumidores, como a los contribuyentes y a los propios trabajadores de la LyFC que recibirán su liquidación conforme a la Ley, así como apoyo adicionales de capacitación para reinsertarse en el mundo productivo.


Diputada Federal Josefina Vázquez Mota
Coordinadora del Grupo Parlamentario del PAN

Ocupa Policía Federal instalaciones de Luz y Fuerza del Centro



Notimex

Elementos de la Policía Federal ocuparon desde poco antes de las 23:00 horas de este sábado instalaciones de la Compañía de Luz y Fuerza del Centro (LyFC) ubicadas en diversas zonas del Distrito Federal.

De esa manera unos 500 elementos de la Policía Federal ocuparon de manera pacífica las instalaciones centrales de la paraestatal ubicadas en Circuito Interior y Marina Nacional, en la colonia Tlaxpana.

Los uniformados mostraron una orden para ocupar el edificio y más de 10 personas que lo vigilaban permitieron el ingreso, sin que se presentara ningún incidente.

Los uniformados se ubicaron tanto en el interior como en el exterior del inmueble, en el cual todavía se encontraban laborando empleados de la compañía.

Los elementos arribaron al lugar cerca de las 22:35 horas y 15 minutos después ingresaron al edificio.

Pos su parte Fernando Amezcua, secretario del Exterior del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), se presentó al lugar y consideró que la acción era ilegal y se deslindó de un posible desabasto de energía eléctrica que pudiera darse en virtud de que el personal especializado dejaría de laborar.

Informó que, con base en la información con la que contaba, también fueron ocupadas instalaciones en Necaxa, Cuernavaca, Pachuca, Pedregal y Lechería.