agosto 24, 2010

Los contactos AMLO-Castro

Pablo Hiriart
phl@razon.com.mx
www.twitter.com/phiriart
La Razón

Muchos de los seguidores del comandante Fidel Castro consideran que él legitima gobiernos cuando los visita o cuando los recibe en la Isla.

Pero si pensamos un poco veremos que es al revés. Los presidentes surgidos de un proceso democrático lo legitiman a él cuando lo visitan.

Por eso está tan enojado con el presidente Calderón: no ha ido a Cuba, a pesar de los esfuerzos del embajador mexicano en La Habana, Gabriel Jiménez Remus.

¿Qué legitimidad puede dar un mandatario que lleva más de 50 años en el poder sin haber competido en una sola elección? Cuando Barack Obama aún no nacía, Fidel Castro ya estaba en el poder en Cuba.

Cuando los soviéticos aún no ordenaban construir el Muro de Berlín, Fidel Castro ya estaba en el poder.

Cuando se inventó la televisión a colores, Fidel Castro ya tenía sus buenos años en el poder.

Pero él cree que posee el don de obsequiar la legitimidad democrática. Y ahora piensa que legitimó a López Obrador como candidato único de la izquierda.

Adiós a Ebrard, a Navarrete o al que pretenda asumir esa candidatura. El “legitimador” caribeño ya ungió a AMLO.

Por eso, quizá lo más relevante que mostró la publicación de Fidel Castro acerca del tema de los videos de Carlos Ahumada, fue que el Secretario General del Partido Comunista de Cuba mantiene contactos con Andrés Manuel López Obrador.

Así es que no nos venga a decir el adelantado candidato presidencial que no tiene relación con el longevo mandamás de la isla.

Fidel Castro escribió que la deportación de Ahumada, en lugar de la extradición que pedía el gobierno mexicano, dejó complacido al ex jefe de Gobierno capitalino.

Y no se refiere a comunicación sostenida en los días álgidos de la deportación, sino a una comunicación reciente, previa a la aparición de la carta en el periódico Granma.

Dice textualmente Fidel Castro Ruz: “señalándose en un informe del Ministerio del Interior de Cuba, recibido ayer, con fecha 11 de agosto de 2010, que López Obrador estaba satisfecho con esa medida”.

Eso no lo está inventado un insidioso, sino que lo revela el propio Fidel Castro: un día antes de publicar el primer artículo, recibió el mensaje de satisfacción de López Obrador por la manera en que se actuó con el caso Ahumada.

Tal mensaje, dice Fidel, se le entregó a través del Ministerio del Interior de Cuba.

¿No hay relación? El contacto existe. Lo revela Fidel Castro. Exalta a AMLO como el único capaz de sobrevivir con autoridad moral a la debacle política en México.

López Obrador le agradece públicamente el gesto, y lo compara con Churchill, Gandhi, Martin Luther King…

Ese número fue acordado.

No hay comentarios.: