septiembre 30, 2010

Invitación a la presentación de el libro "Palabra de Clouthier" en Ciudad de México


Casa Lamm
Jueves 30 de septiembre de 2010
19:00 horas



'SME' por Paco Calderón



'Alcalde' por Paco Calderón



Ya vasta

Pablo Hiriart (@phiriart)
phl@razon.com.mx
La Razón

La metáfora más certera del estado que guarda la educación en el país la pudimos ver en la Cámara de Diputados. Y no fue durante la comparecencia del titular de la SEP, Alonso Lujambio.

Ocurrió el martes cuando un grupo de maestros de Guerrero acudió a la Cámara de Diputados a exigir aumento salarial (homologación con sueldos de CONALEP), y desplegó bajo la tribuna de la mesa directiva una vistosa manta con el logo del SNTE: “YA VASTA DE SIMULACIONES”.

Contra eso no hay defensa.

Si maestros que lideran a los demás docentes no saben escribir ni lo que exhiben ante la representación nacional, el punto está perdido. O casi.

Casi, porque nos enseña dónde está la gran debilidad del sistema educativo mexicano: en los maestros. Carecen de capacidad para instruir a estudiantes, y por eso el 80 por ciento de los alumnos de secundaria no suma ni lee bien.

Ya sabemos los resultados más recientes de la prueba Enlace: de cinco millones 210 mil estudiantes de secundaria, cuatro millones 626 mil están por debajo de los niveles aceptables. Y no son los niveles aceptables para la OCDE, sino para la SEP.

En primaria, el 61 por ciento de los niños se ubicó por debajo del nivel insuficiente o elemental.

Como sabemos, al frente de la subsecretaría de Educación Básica se encuentra el yerno de la profesora Elba Esther Gordillo, el profesor Fernando González Yáñez.

En cualquier lugar del mundo democrático habrían corrido al subsecretario del ramo con los resultados obtenidos en la prueba Enlace. Aquí no.

Aquí pasa que los maestros (es decir, SNTE), dueños de una parte medular de la SEP, están envalentonados porque son intocables y juegan con el destino de media generación de mexicanos.

Exigen, con todo y manta de “YA VASTA DE SIMULACIONES”, aumento adicional de salarios.

Sin embargo, como lo ha expresado en estas páginas Otto Granados, en México el salario de los maestros está por encima del ingreso del resto de las personas: 1.77 veces en primaria y 2.25 en secundaria.

Gracias a la doble negociación salarial del SNTE (estatal y federal), hoy un maestro gana en promedio más de 500 días al año y disfruta al menos de 90 días de vacaciones al año.

Por donde se le mire estamos ante una profunda crisis educativa, salvo que los números mientan, y no parece ser el caso.

El gobierno y los partidos se disputan el apoyo de la profesora Gordillo, por lo cual es intocable.

Nadie se atreve a reorientar el gasto en educación. A que los gobiernos estatales informen de los comisionados que cobran sin trabajar.

Estamos entrampados. Cada año se le invierten cientos de miles de millones de pesos a educación, y los resultados son malos. Muy malos.

YA BASTA DE SIMULACIONES.

Godoy Toscano, la duda permanece

Alfonso Zárate Flores (@alfonsozarate)
Presidente de Grupo Consultor Interdisciplinario, SC
El Universal

De prófugo a diputado, ni duda cabe: uno la supo hacer y otros no. El jueves pasado terminó el suspenso y Julio César Godoy Toscano, la pieza más emblemática del proceso contra funcionarios del gobierno michoacano y diversos municipios de la entidad por presuntos nexos con el grupo criminal La Familia, rindió protesta como representante popular ante el Congreso de la Unión.

Lo que ocurre con Godoy —medio hermano de Leonel, gobernador del estado— reitera una constante: ni siquiera en aquellos asuntos que concentran la atención pública, la autoridad tiene la capacidad, la contundencia, para llevar ante los jueces a los presuntos implicados y lograr una sentencia condenatoria. Quizás no sea cierto, pero el flamante legislador que permaneció escondido desde mayo del año pasado respondió a la pregunta sobre dónde anduvo en estos 16 meses: “Estuve en mi casa… estuve de ocioso y visité a muchos amigos”. ¿No lo encontraron o no quisieron encontrarlo?

Burlando el cerco policial que se proponía cumplir una orden judicial de aprehensión, y gracias a la complicidad de legisladores perredistas que gozaron su travesura, Godoy ingresó hasta el salón de plenos y protestó como diputado federal, goza ya de fuero y, en consecuencia, como reza el Artículo 61 de la Constitución, es inviolable por las opiniones que manifieste en el desempeño de su cargo, y jamás podrá ser reconvenido por ellas. De inmediato estrenó esta prerrogativa. Durante una conferencia de prensa apenas unos minutos después de haber rendido protesta: “No soy delincuente”, afirmó, sino el objeto de “tonterías que inventó el gobierno federal”. La PGR, sintetizó, ha hecho “acusaciones tontas y pendejas”.

Aunque ganó la elección en el primer distrito de Michoacán, una suspensión de sus derechos políticos le impidió tomar protesta en septiembre del año pasado. Godoy Toscano tiene una orden de aprehensión emitida por un juez por los delitos de delincuencia organizada y contra la salud. Pero, al tiempo, otro juez, el primero de distrito en la entidad, resolvió concederle la suspensión definitiva respecto al acto reclamado al juez noveno de distrito en materia penal, consistente en la suspensión de los derechos políticos. Esta resolución le restituye los derechos políticos, no obstante que el artículo 38 de la Constitución establece que los derechos o prerrogativas de los ciudadanos se suspenden: “V) Por estar prófugo de la justicia, desde que se dicte la orden de aprehensión hasta que prescriba la acción penal”.

El michoacanazo se le ha caído al gobierno federal porque las autoridades ministeriales no pudieron armar una consignación. De los 34 arraigados, sólo uno permanece detenido. El viernes pasado fue liberado Miguel García, ex procurador de Michoacán, y apenas el martes salieron cinco más.

Acusaciones endebles, muchas de ellas derivadas de testigos protegidos, exhiben las penurias de la fiscalía federal para investigar y consolidar un expediente sólido. La lista de descalabros es larga. Sin embargo, el caso Godoy Toscano todavía no termina. La PGR ya informó que prepara la solicitud del juicio de procedencia para desaforarlo, detenerlo y consignarlo ante un juez por delitos contra la salud.

Detrás del desbordamiento delincuencial, de los levantones, extorsiones, secuestros y asesinatos de una ciudadanía desamparada, está la impunidad: casi el cien por ciento de los delitos que se cometen en México permanece sin castigo. El estado de descomposición de los sistemas de procuración y administración de justicia implica que son sólo unos cuantos los delincuentes que reciben sentencias condenatorias y las purgan en las cárceles. La única forma de inhibir la prepotencia criminal es mostrando con hechos que el que la hace la paga.

¿Es inocente Julio César Godoy Toscano de las acusaciones que lo vinculan con el crimen organizado? ¿Es víctima de persecución política o simplemente las autoridades han sido incapaces de probar los cargos? En algún momento tendrá que conocerse la verdad. Por ahora, lo único cierto es que desde la semana pasada tiene fuero y dieta, aunque esto no lo salve de la sospecha pública.

Posdata El editorial que publicó El Diario de Ciudad Juárez el domingo 19 de septiembre no es una capitulación ni una derrota, como se pretende leer desde el gobierno, sino una de las denuncias más terribles y comprometidas que se hayan hecho a los gobiernos federal, estatal y municipal por el estado desastroso de la seguridad pública y el sistema de procuración de justicia.

Justicia es sólo justicia

Jorge G. Castañeda (@JorgeGCastaneda)
jorgegcastaneda@gmail.com
Reforma

Del desenlace del "michoacanazo" podemos extraer por lo menos tres lecciones ilustrativas del estado que guardan las cosas en México. La primera tiene que ver con la procuración de justicia; la segunda con la administración de justicia; y la tercera con la comentocracia y la justicia.

El que 34 de los 35 inculpados por la PGR -funcionarios municipales y estatales, electos y designados- tuvieran que ser liberados, y que incluso un diputado electo pudiera finalmente tomar posesión a pesar de la Policía Federal (obligando ahora al gobierno federal a intentar su desafuero), muestra que el Ministerio Público federal no hizo una labor espléndida de investigación e integración de las averiguaciones pertinentes. El Poder Judicial rechazó, en los hechos, todos los cargos para los detenidos por falta de pruebas, por vicios de origen, o por otras razones que claramente revelan la inoperancia de la procuración de justicia, o de las leyes existentes para combatir al crimen organizado o de la probidad de los jueces, si es que la responsabilidad es de ellos. Es un evidente fiasco de alguien: del gobierno, de las leyes o de los juzgadores.

Sólo me pregunto si esto último es cierto, pues podría uno ver todo el episodio como algo muy positivo en un sentido muy preciso. Si hace algunos años la PGR y el MP federal hubieran actuado contra alcaldes, regidores, un procurador estatal y asesores de un gobernador de un partido de oposición (suponiendo que todo esto fuera posible), difícilmente habríamos encontrado un juez en México que se negara a acatar las indicaciones jurídicas y, por qué no decirlo, también políticas del presidente de la República. Esta vez, por las razones que se quieran (por la ineptitud del MP, por la audacia o la fuerza del narco, por la ambigüedad de los casos, por lo que se quiera), una operación de esta magnitud fracasó de cabo a rabo. No creo que se pueda considerar como un retroceso de la justicia en México, sino que incluso puede ser visto como parte del proceso de la consolidación de la independencia del Poder Judicial en México. Independen- cia que, quizás, implique también el estar sujeto a muchas presiones y ya no sólo a la del gobierno federal. De ser culpables algunos de los 34 lamento, por supuesto, que no sean encarcelados, pero me congratulo de que ya exista un Poder Judicial en México a nivel federal que no acepte los dictados del Ejecutivo.

¿Eran culpables? Aquí interviene la discusión en el seno de la comentocracia. Muchos colegas han lamentado que personas acusadas de ligas con el narco sean liberadas. El presidente Calderón en Monterrey hace unas semanas, hablando en general, y en abstracto, se lamentó de que un altísimo porcentaje (como 75%) de los detenidos en su guerra terminen libres por deficiencias en la ley o por el desempeño del MP. Amigos en Chihuahua, por ejemplo, nos dijeron a Héctor Aguilar Camín y a mí hace unos meses, que resultaba preferible abandonar el esfuerzo de los juicios orales, ya que, según ellos, gracias ese procedimiento un culpable de homicidio y/o violación fue exonerado por vicios de forma y de origen en su juicio. Y, obviamente, la inmensa mayoría de la opinión pública considera que Florence Cassez debe permanecer eternamente encerrada por su complicidad con los secuestros de los que se le acusa, con independencia del llamado montaje de García Luna.

Huelga decir que yo no sé si esta gente es culpable o no. Pero mis amigos comentócratas tampoco. Lo que es más, sólo hay una persona que puede saber y decidir si alguien es culpable o no: un juez. Mientras eso no suceda son inocentes, no sólo porque la Constitución mexicana ya lo estipula explícitamente, sino que es el espíritu de cualquier sistema judicial. Lamentar la liberación de un culpable por un juez es un contrasentido: si el juez lo libera, por definición no es culpable. Sé bien que esto en México no se entiende; pero también sé que de otra forma no se entiende que es la justicia.

Santa María Tlahuitoltepec... ¿el simulacro?

Adela Micha (@Adela_Micha)
Desde Cabina
Excélsior

Es la crónica de una hecatombe que derivó en un infortunio. Porque desde la madrugada del martes hubo comunicación telefónica del secretario del comisariado de bienes comunales Donato Vargas y del presidente municipal de Santa Maria Tlahuitoltepec, en la sierra mixe con el gobernador de Oaxaca, Ulises Ruiz, con el secretario de Gobernación, José Francisco Blake Mora, y el presidente Felipe Calderón. La información que se manejó inicialmente supuso un cataclismo.

Desde que amaneció: diarios, estaciones de radio y televisión, portales electrónicos de todo el mundo, advertían en titulares: 200 metros de un cerro sepultan 300 casas se habla de mil muertos. La emergencia fue nacional. Movilizó a las Fuerzas Armadas, Policía Federal, estatal, Protección Civil, bomberos. Se habló de que un avión Hércules llevaría maquinaria pesada. El gobernador Ulises Ruiz no pudo estar ahí, luego de dos intentos en helicóptero, por la bruma y la intensa lluvia. El presidente Calderón, que trató de llegar a Tabasco, desistió de ir a la zona de desastre en la sierra mixe de Oaxaca. Los reporteros de distintos medios no lograban al lugar, debido a caminos bloqueados, por desborde de ríos, con comunidades aisladas. Hasta la noche se supo la verdadera dimensión de la catástrofe: cuatro casas sepultadas, 11 personas desaparecidas, tres adultos y ocho niños. Lo que se anunció como la virtual desaparición de un poblado, con ocho mil damnificados, no pasó de un alud, de los que son tan frecuentes en época de lluvias en esa zona de sierra. Laura Gurza salió al paso justificando: "Fue un simulacro que demostró la capacidad de respuesta del sistema de Protección Civil".

Pero lo que hay que decir es que sí hubo negligencia, irresponsabilidad, por no corregir a tiempo. Por hacer llegar, a un costo muy elevado: aviones, helicópteros, agentes federales, estatales, bomberos, ambulancias y concentrar la movilización nacional en el aeropuerto de Oaxaca, sobre todo en momentos de una emergencia en otras comunidades del mismo estado, y además en otros: Veracruz, Tabasco, Chiapas. No podemos ni debemos usar recursos para emergencias informando sobre dimensiones de una tragedia que no lo era. Es cierto, no hubo mala fe, pero nadie ha dicho que la hubiera. Y no, no es suficiente argumento. Sí me dijo Laura Gurzay, ya ayer en la tarde, en una entrevista por televisión que "efectivamente no es la manera adecuada para atender una emergencia, pero no hubo, en ese momento, elementos de confirmación y por eso se actuó como se actuó".

Sin embargo ayer, otra vez, hubo el desgajamiento de un cerro en Amatán, Chiapas. El presidente Felipe Calderón, a través de Twitter, informó de 12 muertos hasta ese momento. El impacto de esta tragedia, que seguramente sí tiene otras dimensiones, es ahora distinto. No se habla de un desplazamiento de urgencia de todos los servicios. Pero ya hay, como en Oaxaca, brigadistas removiendo escombros, por desgajamiento de cerros que, según prevé Protección Civil, debido a la intensidad de las lluvias, por el reblandecimiento del terreno, seguirán ocurriendo.

Si la rabia dura, cambia el mundo

Héctor Aguilar Camín
acamin@milenio.com
Día con día
Milenio

Increíbles los desahogos de la prensa deportiva contra los seleccionados mexicanos de futbol por haber puesto en una carta a los directivos de la federación de ese deporte una clara relación de sus molestias.

He dicho ya en este espacio que el castigo a los seleccionados por hacer una fiesta sería cosa de risa si no fuera también un atentado contra la libertad y la privacidad.

La carta de marras hace pública la queja de los jugadores contra la Federación de Futbol, precisamente por no proteger la confidencialidad de sus concentraciones.

La molestia básica de los de los jugadores, repetida una y otra vez en la carta, es contra el manejo de los medios por parte del director de selecciones nacionales, Néstor de la Torre. Por un lado, usándolos para su lucimiento. Por el otro, dejándolos entrar de más a la intimidad de las concentraciones del equipo.

“¿Dónde está la ayuda y conservación de la privacidad ante los medios en todo momento que dura nuestra permanencia en los hoteles contratados por la federación”, preguntan los 13 seleccionados que firman la carta. “¿Cómo es que los medios están tan enterados de todo lo que sucede en el interior de cada concentración. Nos sentimos desprotegidos y blanco perfecto de los comentarios y chismes baratos de estos medios” (La Afición, 29/10/10).

La carta de Márquez y los seleccionados da en el blanco en muchas cosas y acaso por eso molesta tanto. La prensa deportiva se hace la invitada de piedra en el conflicto, pero en realidad es la invitada que tira las piedras.

En la genuina búsqueda de exclusivas y novedades, termina utilizando, con frecuencia, los peores recursos de la prensa de escándalo.

La carta anuncia también una aparición largamente diferida en el futbol: la de la voz inconforme y crítica de los jugadores.

El futbol profesional es un mundo que tiene sus propias reglas laborales, financieras y políticas. Un mundo aparte de los negocios y la política. En muchos sentidos es una reminiscencia del antiguo régimen.

La reacción de algunos dueños de equipo ante las críticas de los jugadores y ante su exigencia de un cambio en la Federación Mexicana de Futbol, se parece a la indignación de autoridades de otros tiempos ante la exigencia de elecciones libres.

Entre la prensa, los dueños y los jugadores, me quedo con la posición de los jugadores. No soy al fin sino un villamelón que disfruta viendo jugar a los jugadores, no a los periodistas ni a los dueños.

Si la rabia durara, el mundo cambiaría, dijo algún personaje de Brecht. Espero que la inconformidad de los seleccionados dure y haga el efecto que desean.

septiembre 29, 2010

'Transporte público' por Solís



Santa María Tlahuitoltepec

Yuriria Sierra (@YuririaSierra)
Nudo Gordiano
Excélsior

Era de madrugada, por la hora y por costumbre, la gente se encontraba en el interior de su casa, dormía cuando de pronto la tierra se movió y el cerro se les vino encima. Se les había advertido de los riesgos, se les había pedido con antelación ir a los albergues. Pero nadie quiso abandonar su hogar y sus pertenencias. Y, así, parte de Santa María Tlahuitoltepec se cubrió de tierra, esfumó los sueños de algunas personas y el talento de otras, por las casas que, se presume, fueron sepultadas. Y, para colmo, el clima impedía no sólo tener claridad respecto a las dimensiones reales de la tragedia, sino agilizar las labores de rescate. Es más, ni seis intentos de aterrizaje del gobernador Ulises Ruiz lograron que las autoridades llegaran a la zona afectada. Ni el clima ni las condiciones del terreno ayudan. (Lo mismo que le pasó a Felipe Calderón en Tabasco, donde el avión presidencial sobrevoló por más de 30 minutos, sin éxito para aterrizar en esa otra zona castigada por la naturaleza).

Si un trayecto carretero en tiempo normal nos lleva de la ciudad de Oaxaca a Santa María Tlahuitoltepec en tres horas, imaginemos cuánto tardará hoy en llegar cualquier persona que desee acercarse. Según lo estimaba Protección Civil del estado, hasta la entrega de esta columna, son al menos 11 personas las desaparecidas y cuatro casas afectadas y les ha sido complicado obtener mejores datos porque las condiciones del lugar impiden remover escombros, lo que, se pronostica, tomará tres días como mínimo. Y hay un puente caído que no ayuda a que personal de rescate llegue y así tener una más precisa estadística.

Qué doloroso ha sido este hecho, mientras aterrados nos acostumbramos a las notas que dan cuenta de asesinatos de alcaldes y civiles, nos topamos con más golpes, distintos de esa otra realidad.

Tanto en Santa María Tlahuitoltepec como en las costas del Golfo de México, que han sido azotadas por Karl y por Matthew, el clima ha sido factor importantísimo para asegurar las labores de rescate, que ni tan seguras. Leíamos ayer que son al menos unas nueve mil personas las que habitan en Tlahuitoltepec, identificada así como una cuna de talentos, pionera en la defensa de su cultura, la mixe. Desde hace años han realizado trabajos y esfuerzos importantísimos no sólo para conservar, sino con miras a difundir todo aquello que encierra la cultura mixe. Incluso, su Instituto Tecnológico de la Región Mixe es reconocido como uno de los pocos del país enfocados en el desarrollo de las comunidades indígenas.

Ayer por la tarde entrevisté a Ulises Ruiz, el gobernador de Oaxaca, en la Segunda Emisión de Cadenatres Noticias. Noté el desconcierto, por lo malo de las condiciones que no le permitieron llegar a aterrizar en Santa María Tlahuitoltepec, la incredulidad para creer cómo es que una comunidad fue sepultada en una sola noche, y la incertidumbre, porque ni el mismo gobernador tenía una fuente que le permitiera dar una cifra exacta y que lo hizo desmentir incluso lo dicho por Felipe Calderón cuando éste hablaba de siete víctimas mortales. Y es que se habló primero de cuatro, luego de siete, después de nuevo cuatro y el mismo gobernador Ruiz terminaba el día declarando que tal vez no había ni una sola víctima mortal.

El Ejército y la Marina entraron a pie porque los accesos terrestres estaban bloqueados. Para la noche, la Cruz Roja Mexicana ofrecía como saldo las 11 personas desaparecidas, y se daba la orden de regresar al DF con todo y maquinarias. Pero más vale eso que desatender una tragedia que pudo haber sido mayúscula...

La discusión mentirosa

Adrian Trejo (@adriantrejo)
atrejo@callemexico.com
Calle Mexico

A propósito de la pugna mediática entre PAN y PRI por la reducción del IVA, no debe perderse de vista la opinión de los gobernadores ni de los secretarios de finanzas de los estados.

Ayer los 32 secretarios de finanzas del país se reunieron con los dirigentes de la bancada panista a quienes solicitaron no reducir el IVA, como fue acordado por los diputados del PRI en su reunión plenaria de agosto.

La razón es muy sencilla, si se reduce un punto porcentual el impuesto al consumo, el erario dejará de recibir 36,000 millones de pesos, de los cuales 9,000 se destinan a los estados.

De acuerdo con las cifras manejadas ayer en la reunión entre los funcionarios estatales y los diputados del PAN, los estados que más padecerían el impacto de la reducción del IVA son el estado de México, que dejaría de percibir ingresos federales por 1,311 millones de pesos, el DF perdería 1,182 millones.

Veracruz dejaría de recibir 623 millones; Nuevo León 466 millones; Puebla 419 millones; Chihuahua, 290 millones y Coahuila 241 millones de pesos.

Por eso y porque ningún gobernador, del partido que sea, come fuego, la discusión de la baja del IVA es tan sólo un distractor o, en el peor de los casos, una carta política para negociar quién sabe qué.

Por lo pronto está claro que ni el PRD le apostará a una reducción del impuesto al consumo, a menos que quieran darse un tiro en el pie.

En los próximos días se calentará la discusión del presupuesto del DF para el 2011.

Ya los asambleístas del DF, sobre todo los perredistas, andan como queriendo pelear pues el jefe de gobierno de la capital, Marcelo Ebrard, lanzó la voz de alerta.

Ebrard denunció que el gobierno federal solo propuso 1,000 millones de pesos para la construcción de la línea 12 del Metro, la obra cumbre del gobierno capitalino, cuando lo que se necesita para avanzar suma la cantidad de 4,000 millones de pesos.

Los diputados de todos los partidos representados en la ALDF, manifestaron, al menos de palabra, su intención de increpar al gobierno federal por tan mala señal.

Nomás falta que la queja se haga oficial y que los diputados del DF negocien lo que deben para que la línea 12 del Metro no se quede simplemente en “medio metro’’.

La falta de un liderazgo priísta de peso en la ALDF quedó de manifiesto ayer cuando el “dipuholigan’’, Cristian Vargas, propuso la inclusión en letras de oro del nombre de Plutarco Elías Calles, el patriarca del priísmo.

La petición del diputado tricolor fue rechazada debido a que no se cabildeó antes con ningún partido; y hasta los más noveles legisladores saben que esas propuestas no transitan si no hay consenso previo.

Este error de primaria tratará de ser corregido mañana jueves, pero por lo pronto ya le abollaron el nombre al “Moisés’’ tricolor.

El Canal 11, ¿es todavía del Politécnico?

Octavio Paredes López*
La Crónica de Hoy

La historia registra que en 1958 el director general del Instituto Politécnico Nacional, ingeniero Alejo Peralta, tomó como propia la idea de la creación de un canal de televisión con propósitos principalmente educativos; él financió personalmente la adquisición de algunos de los primeros equipos y pidió la colaboración de profesores y estudiantes afines al tema, especialmente al joven ingeniero y posterior profesor del Instituto Tecnológico de Massachusetts, Manuel Cerrillo, quien era hijo de un ex director general del Instituto. El canal comenzó como un circuito interno para ofrecer clases en las antiguas instalaciones de la Escuela Superior de Ingeniería Mecánica y Eléctrica en el centro de la ciudad de México; las pruebas iniciales ocurrieron en agosto de ese año y se impartían en vivo y por las tardes, según la versión de uno de los fundadores. Sin embargo, fue hasta el 2 de marzo de 1959, a las 16:00 horas, cuando salió al aire el primer programa del ya denominado XEIPN Canal 11 de televisión. El distinguido maestro Vianney Vergara ofreció una clase de matemáticas y ésta fue la señal inaugural del naciente Canal 11; el maestro Vergara ha dejado testimonio de la agradable sorpresa que él recibió con tal invitación de la dirección general. El ingeniero Peralta designó al ingeniero politécnico José Ruiloba como gerente administrativo del Canal 11 y fue necesario instalar monitores en las diversas escuelas del IPN para que se captara la señal. Fueron innumerables los problemas iniciales; entre otros, el ingeniero Vergara tuvo que preparar cuadernillos para que los estudiantes pudieran seguir las clases y éstas se concentraron en la preparación de estudiantes.

Desde las etapas iniciales la programación del Canal del Poli (como se le designa usualmente) fue mayoritariamente propia y tenía el propósito de completar la enseñanza de los alumnos por medio de cursos, conferencias, documentales, enseñanza de idiomas y aspectos culturales; todo ello extensivo al público en general. En las primeras décadas, para captar la señal en el DF, era necesario adquirir una antena especial. Con la renuncia del ingeniero Peralta en 1959 llegó a la Dirección General el ilustre ingeniero Eugenio Méndez Docurro, hombre de amplia visión e impulsor de importantes organismos vinculados a la ciencia, tecnología e innovación como el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del IPN (creador indiscutible de este centro, aunque algunos parecen querer tergiversar la historia de esta hazaña), y primer director general del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología y de la Agencia Espacial Mexicana de esa época, entre otros. Desde la administración de Méndez se aceptó que la programación fuera principalmente de corte cultural. Es triste reconocer que a medida que la calidad de la transmisión y de los programas mejoraba, en esa medida sus directivos se desligaban del IPN (ya ninguno de ellos con sangre de la institución de los burros blancos, excepto solamente los técnicos) y fortalecían sus alianzas políticas con la Secretaría de Educación Pública.

En 1977 el secretario de la SEP empezó con el procedimiento, ahora usual, de designar desde esa instancia a los funcionarios del Canal 11; de hecho, ahora parece ser que lo hace el propio Presidente de la República como es el caso de Fernando Sariñana, que, se comenta, lo designó el presidente Calderón, con quien participó en la campaña de 2006.

El 29 de diciembre de 1981 se publicó en el Diario Oficial de la Federación la nueva Ley Orgánica del IPN. En el artículo 10 define la naturaleza jurídica del XEIPN Canal 11 como un órgano de apoyo dependiente de esta institución. El artículo 32 a la letra dice: “El director de la estación de televisión del Instituto Politécnico Nacional será designado por el secretario de Educación Pública a propuesta del director general del IPN, la función sustancial de dicho canal será la de difundir y defender la cultura nacional, la historia, la tradición, las costumbres, y nuestra idiosincrasia, respecto del extranjero”. Adicionalmente, en el Reglamento Interno del IPN se establece que el Canal 11 tiene el carácter de órgano de apoyo y participa de la personalidad jurídica y patrimonio propio del Instituto y tiene la función de la extensión y difusión de la educación y la cultura.

A partir de 1981 los programas educativos del Canal 11 cobran nuevo impulso y el periodo de 1986-90 fue particularmente rico en este terreno; y también aquí el divorcio casi total con el IPN fue evidente. Para esas fechas ya el propio director general del Poli difícilmente tenía acceso a los convenios que su “órgano de apoyo” establecía con otros organismos. En el lapso de 1991 al año 2000 el Canal 11 parecía que tocaba fondo en su alejamiento a todo lo que tuviera que ver con el IPN; algunos eventos vinieron a confirmar posteriormente lo erróneo de esta suposición.

En el gobierno del presidente Fox llegó a la dirección del Canal el irapuatense Julio di Bella, con entrenamiento como técnico automotriz pero con cierta experiencia previa en Radio Televisión de Guanajuato. Di Bella procuró acercarse a las autoridades del IPN, y si bien la presencia de politécnicos y de las actividades del Poli en la pantalla de la televisora no fueron mayúsculas, sí se realizaron algunas acciones. Di Bella reconocía, por lo menos teóricamente, su pertenencia a los colores guinda y blanco, aunque en la práctica la presencia de programas originados en el Instituto no fue tan notable como debería corresponder a una televisora creada por la imaginación y la creatividad de los burros blancos, y también con recursos económicos y de otros tipos, limitados pero estratégicos, provenientes del Poli, institución que había ya sacrificado sus propios proyectos de televisión educativa en aras del apoyo a lo que se ha considerado, según su propia Ley Orgánica, su canal de televisión.

La designación de Sariñana a la dirección del Canal 11 representa en la práctica el inicio de lo que parece una disgregación final del carácter politécnico residual que pudiera todavía existir en la televisora. Se le cambió el nombre al Canal por el de Once TV México sin que mediara una consulta al Consejo General Consultivo del Instituto; además, el logo del IPN no aparece jamás y el nombre del Instituto en la pantalla tiene un tamaño que parece buscar su ilegibilidad. Y actualmente el único programa dirigido por más de tres décadas por un distinguido politécnico, y conocedor sin paralelo de los avatares del Canal, es el economista Julio Téllez, conductor del programa Toros y Toreros en donde también es una verdadera autoridad; es decir, hay politécnicos capaces para la comunicación.

La Gaceta Politécnica del 27 de julio pasado consigna la firma del convenio de colaboración entre el IPN, su Canal 11 y el Organismo Promotor de Medios Audiovisuales, descentralizado de la Secretaría de Gobernación (por cierto en el documento aparece el nombre original: XEIPN Canal 11 pero no en la pantalla de la televisora). Según se indica, se alcanzará en próximos meses 49% de la cobertura nacional, y se digitalizará su señal. A través de un procedimiento muy cuestionado en su legalidad, el Politécnico se compromete a entregar a OPMA su programación, y se asigna un presupuesto adicional de 466 millones de pesos que quizás lo usufructuará OPMA. Aunque una buena parte de la comunidad del Poli ha permanecido en el silencio, algunas de sus organizaciones y líderes académicos han expresado reclamos y preocupaciones por este posible desmembramiento y alejamiento de los fines para los que fue creada la televisora; asimismo, se tiene noticia que el grupo de ex-directores generales está preocupado por esta nueva situación. La misma Gaceta Politécnica consigna el discurso de Sariñana durante el evento previo; en ningún lugar aparece reconocimiento alguno, más bien se percibe un desdén implícito, al papel clave de los politécnicos para la creación y mantenimiento del primer canal de televisión en su género en Latinoamérica, género que parece desdibujarse bajo los intereses de los políticos en el poder.

Como se sabe, el IPN es un organismo desconcentrado de la SEP y el Canal 11 es una entidad descentralizada. Y el propio director general del Poli, actualmente la doctora Yoloxóchitl Bustamente, es designado sin consulta formal alguna por el Presidente de la República. Todo ello le genera una cierta dosis de debilidad a la actual funcionaria ante la SEP y ante el propio presidente Calderón, aunque podría apoyarse en su Consejo Consultivo y en las diversas instancias politécnicas para reorientar los acontecimientos; la propia eventual reelección de la directora depende de estas autoridades, si es que los panistas se mantienen en el gobierno federal. A pesar de que la doctora Bustamante haya declarado durante este evento que portamos orgullosamente en el pecho el escudo del IPN y en la espalda el del Canal 11, en cualquier caso, y aun si esto fuera así, no se puede ignorar que la presencia de politécnicos y de los logros del IPN no aparecen, quizás solamente en forma harto excepcional, en la pantalla de su Canal 11; es decir, un “órgano de apoyo” que no apoya.

* OPL recibió Medalla Lázaro Cárdenas-IPN en dos ocasiones; Investigador y fundador del Cinvestav-IPN, Irapuato; Miembro de la Junta de Gobierno, UNAM; y Miembro del CCC.

Cinvestav

consejo_consultivo_de_ciencias@ccc.gob.mx

El gobierno de Marcelo sí encarcela por abortar

Ricardo Alemán (@laotraopinion)
aleman2@prodigy.net.mx
Itinerario Político
El Universal

Durante su Cuarto Informe de Gobierno, el jefe de Gobierno, Marcelo Ebrard, presumió, como logros de su gestión, que la capital del país es el paraíso de las libertades ciudadanas, entre ellas la despenalización del aborto.

Más aun, a través de la directora del Instituto de las Mujeres, Martha Lucía Mícher, el gobierno capitalino promovió la liberación de mujeres encarceladas en Guanajuato, dizque por el delito de aborto. Acaso por eso, el pasado lunes Marcelo felicitó a las siete liberadas, mientras Micher dijo que son ejemplo de la lucha ciudadana a favor de las mujeres. Pareció confirmarse la idea que la capital del país compite con el paraíso de las libertades ciudadanas. Pero, ¿qué creen?

Parece que manos malévolas se empeñan en engañar a Marcelo Ebrard y en desdorar su imagen. ¿Por qué? Porque reportes oficiales dicen que en el DF purgan hoy sendas condenas por “aborto calificado” dos mujeres, una en el reclusorio femenil de Tepepen y otra en Santa Martha. La primera es una mujer de 24 años de edad, que ingresó a la cárcel en los primeros meses de 2010. La segunda, una mujer de 43 años, que está en reclusión desde 2004. ¿Dónde están el Instituto de las Mujeres del DF? ¿Quién montó el cuento de que en el DF no existen mujeres presas por el delito de aborto? ¿Por qué montar el cuento de que en Guanajuato había mujeres presas por abortar, mientras en el DF sí están presas por abortar?

Pero hay más. De 2000 a 2010, el DF inició mil 320 averiguaciones previas por el delito de aborto. De 2006 a julio de 2010, las averiguaciones previas por abortar llegan a 523 casos; 53 de ellas de enero y julio de 2010. Más: según datos oficiales, “fueron 11 las mujeres sentenciadas por el delito de aborto en el Distrito Federal, dentro del periodo comprendido del año 2000 al 12 de agosto de 2010”. Todo esto en una década de gobiernos de izquierda. ¿Qué tal?

¿Qué quiere decir lo anterior? ¿Cómo explicar que en el gobierno promotor de la despenalización del aborto mujeres purgan condenas por abortar y sigue la integración de averiguaciones previas por ese delito? ¿Quién engaña con el grosero “candil de la calle y oscuridad de la casa”? Todo indica que en la despenalización del aborto alguien engaña no sólo a Marcelo, sino a los ciudadanos. ¿Quién? ¿Por qué? Al tiempo.

EN EL CAMINO. ¿Qué tal las dotes inmobiliarias de César Nava? Pero sea de 15 o siete millones, su depa de Polanco es una ofensa, una insensibilidad, una torpeza. ¿Qué no criticaba el PAN esos excesos del PRI? Golpe a los creyentes de la honestidad y medianía de los azules… Otro bárbaro es el diputado regio Idelfonso Guajardo, que presume que operará la sucesión en el PRI. Lo peor es que existen quienes le creen.

AMLO, coincidiendo con Peña

Joaquín López-Dóriga
lopezdoriga@milenio.com
En privado
Milenio

Ya no se trata de tener una buena voz, con una buena canción basta. Florestán

Andrés Manuel López Obrador ha decidido iniciar su campaña presidencial en el mismo territorio que su opositor priista: el Estado de México.

Y desde allí ha dicho una y otra vez lo mismo que Enrique Peña Nieto: su rechazo a la alianza electoral PAN-PRD, amenazando con un candidato suyo.

López Obrador sabe que no tiene la menor oportunidad de que su candidato gane las elecciones de julio del año que viene, pero a él lo que le importa son las de julio pero de 2012, campaña en la que está.

Sabe, también, que el PRD de Jesús Ortega no le va a hacer caso, que la alianza con el PAN es una decisión tomada y que sólo les falta un candidato a modo para los dos partidos y competitivo, partiendo del mismo supuesto de AMLO: si el PRI pierde las elecciones del Estado de México en 2011, Peña Nieto perderá las de la Presidencia en 2012, lo que no deja de ser un cálculo de esos a la medida de sus diseñadores, del deseo, no de la realidad, y que no garantiza que dándose el supuesto de que una derrota del PRI en 2011, conlleve en forma automática a la de 2012.

Es una ilusión política en la que sostienen la alianza PAN-PRD, y en lo que están de acuerdo Ortega y César Nava, quienes se han acercado a varios prospectos sin encontrar al candidato idóneo, deje usted al ideal.

El punto es que ni estos aliados ni AMLO dan espacio a lo que es algo más que una mera posibilidad: que el PRI les gane.

De ser así, ¿quiénes serían los derrotados en 2012 si ellos parten del supuesto de que quien gane el Estado de México ganará la Presidencia?

Ese es el riesgo de su apuesta, como si la alianza PAN-PRD fuera sinónimo de victoria asegurada.

Si Peña vence a esa alianza el año que viene en el Estado de México, ¿qué argumento electoral de peso efectivo tendrían en 2012?

Y eso ya para no hablar de si cada partido va con su candidato y la izquierda dividida entre AMLO y Marcelo Ebrard.

Retales

1. CÓNCLAVE. Hoy, a las nueve, desayunan en el PRI Beatriz Paredes, Jesús Murillo, Manlio Fabio Beltrones, Emilio Gamboa, Enrique Peña Nieto y no sé si Paco Rojas. Tampoco tengo confirmado a Humberto Moreira. ¿Hablarán de la sucesión del PRI, de la del Estado de México o de la presidencial?;

2. COLOSO. Colosal problema el de Alonso Lujambio: el destino del Coloso del día 15, que no saben qué hacer con él. Y no me digan que con lo que costó fue para una tarde de verano; y

3. CLARÍSIMO. La senadora Minerva Hernández se va al PAN porque el PRD ha perdido identidad. Debería hablar de esa preocupación, por ejemplo, con Manuel Espino, que dice lo mismo pero del PAN. Minerva tuvo que renunciar a su candidatura al gobierno de Tlaxcala a favor de la panista que perdió con el priista Mariano González. Y por eso se va.

Nos vemos mañana, pero en privado.

El Congreso, sin brújula

Jorge Fernández Menéndez (@jorgeimagen)
Razones
Excélsior

Lo ocurrido en las comparecencias muestra que la descalificación, el insulto, el rollo de cada legislador, sea lo que resalte algún medio.

Para mis amigos y compañeros de Excélsior ante las cobardes agresiones de Esparza y sus hooligans.

Las comparecencias de los funcionarios federales para la glosa del IV Informe de Gobierno han confirmado lo inútil de ese procedimiento, incluso cuando se realiza en comisiones que se supone son especializadas, y ratifica que el Congreso en general y la Cámara de Diputados en particular han perdido la brújula.

Lo ocurrido en las comparecencias muestra que no hay el más mínimo interés en analizar con seriedad lo presentado, todo se ha convertido en una feria de descalificaciones, monólogos ni siquiera compartidos, en ocasiones de insultos gratuitos, esperando que sea eso: la descalificación, el insulto, el rollo de cada legislador, lo que resalte algún medio. Y muchas veces lo logran, el problema es que, en cada una de esas ocasiones, el Congreso pierde estatura ante la sociedad.

Apenas el lunes hubo una serie de comparecencias que exhibieron argumentos ridículos. El senador Ricardo Monreal (que quizá quiere ganar puntos con López Obrador porque en cada una de esas comparencias destacó como el más agresivo y el menos reflexivo de los legisladores) ante la canciller Patricia Espinosa se lanzó con un largo discurso que reclamaba una dura respuesta diplomática a la comparación que hizo la secretaria de Estado, Hillary Clinton, de México con la Colombia de hace 20 años, con motivo de la explosión de un coche bomba en Ciudad Juárez. Yo no sé qué piensa Monreal al respecto, pero lo que dijo Clinton me pareció bastante sensato, se estuviera o no de acuerdo con ella y fue un comentario en un foro académico. Pero lo absurdo es que los compañeros de bancada de Monreal han sido quienes más han insistido en el tema al incursionar incluso en la tesis del Estado fallido. Creo que nuestra diplomacia no se encuentra al nivel que requiere el país, pero no es por esas tonterías que buscan reflectores, criticando, venga o no al caso, a Estados Unidos, sino porque no se está jugando el papel que podríamos desempeñar. Hemos convertido a la nuestra en una democracia reactiva y poco propositiva, sin iniciativa en temas clave de la agenda internacional, incluso en algunos que nos involucran directamente. Pero de eso no se habló.

Monreal, y otros legisladores, vapulearon al secretario de Economía, Bruno Ferrari. Monreal lo insultó una y otra vez, lo menos que le dijo es que era un cero a la izquierda y un inútil. ¿Por su desempeño en esa dependencia? No, lo hizo porque había sido un activo participante en la oposición a López Obrador. ¿Se están haciendo bien las cosas en Economía? Creo que hay muchas luces y sombras y que si el país está perdiendo competitividad y si retrocedemos años con año en el ranking de las economías mundiales es que algo está mal y se debe modificar profundamente. Pero de eso, una vez más, no se habló.

En la comparecencia del secretario de Seguridad Pública se llegó al extremo. Un grupo de legisladores le reclamó a García Luna por el incremento de los robos a casa habitación y a transeúntes, de las extorsiones y de los secuestros, y se llegó a decir que se cometen 50 mil secuestros anuales en México. Tenían razón en estar molestos, pero, como les dijo García Luna, todos esos delitos son del ámbito local, no federal, y él es el responsable de la Secretaría de Seguridad Pública federal y venía a dar cuenta de esas acciones. En otras palabras, a quienes hay que pedirles cuentas de esos incrementos en los delitos locales es a los gobernadores y a los presidentes municipales. A lo que respondieron los legisladores diciendo que no les importaba si era local o federal el delito, que era responsabilidad del gobierno federal, y en particular de García Luna, recuperar la seguridad.

Paradójicamente, eso no se puede hacer así porque el Congreso, o sea los legisladores, no han avanzado en las leyes que se requieren para garantizar esa responsabilidad federal. Aún no contamos con fuerzas policiales unificadas, más de 80% de los policías estatales y municipales no han sido enviados a que pasen los controles de confianza y leyes como la de secuestro acaba de aprobarse en comisiones, pero todavía no pasa siquiera al pleno de San Lázaro. Y, para colmo, los mismos legisladores que se comprometieron a respetar las leyes, fueron los que acudieron entusiasmados a proteger y darle fuero a un presunto delincuente como el ahora diputado Julio César Godoy Toscano, con una orden de aprehensión vigente y reclamado por la justicia, acusado de fuertes vínculos con el narcotráfico.

septiembre 28, 2010

Matemáticas electorales de Hugo Chávez



'El plácet' por Paco Calderón



Encinas, la vacuna

Adrian Trejo (@adriantrejo)
atrejo@callemexico.com
Calle Mexico

Se quiera o no, Andrés Manuel López Obrador puede aguarles la fiesta al PAN y al PRD que se ven ya gobernando el estado de México.

Quién sabe de dónde sacarían la conclusión, tanto Jesús Ortega como César Nava, que López Obrador, si no apoyaba, por lo menos no estorbaría el matrimonio por conveniencia que suscribirán ambos partidos.

Quizá la única forma en la que el tabasqueño desistiría de sus intento de boicot es llevando a Alejandro Encinas como candidato de la alianza opositora.

Encinas ha sido pejista hasta la abyección y eso le garantiza el favor de López Obrador como ocurrió con Gabino Cué en Oaxaca, en donde el tabasqueño no aprobó la alianza pero no estorbó, como amenaza ahora al estado de México. Ya se verá.

Con eso de que el 2012 está marcando todas –y todas son todas-, las decisiones políticas, nomás no se ve para cuándo el Senado de la República discuta la petición de reforma política para el DF que hizo hace unas semanas la Asamblea Legislativa del Distrito Federal.

Luego de meses de negociaciones, la perredista Alejandra Barrales Magdaleno tuvo el consenso unitario de todos los partidos políticos del DF que suscribieron el documento cuyo eje fundamental es dotar de una Constitución Política propia al DF, como la tienen el resto de las entidades federativas.

Pero como la medalla no será para Barrales sino para Marcelo Ebrad, precandidato presidencial, pues ni el PAN ni el PRI y algunos perredistas en el Senado no le van a conceder el gusto.

Y así por el estilo otras leyes que se discuten en el Senado y la Cámara de Diputados.

Era un secreto a voces que Martín Esparza no obtendría la toma de nota, es decir, el reconocimiento oficial de la Secretaría de Trabajo porque su “elección’’ no se apegó a los estatutos.

Esparza ya digo que lo intentará por tercera vez en menos de un año y no porque le importen mucho los trabajadores, sino porque si en el reconocimiento oficial nomás no puede disponer de los 4,000 o más millones de pesos en los que está valuado el patrimonio sindical.

Por eso las protestas de ayer…y las que seguirán en los próximos días.

La puntada del diputado tricolor Luis Videgaray, del estado de México, de subir una foto a su cuenta de Twitter en la que se ve dormido al también diputado del PT, Oscar González Yáñez, generó molestia entre los legisladores petistas y del PRD.

Y es que si bien la fotografía resulta grotesca –por reveladora-, González no es el primero ni el único legislador que aprovecha las comparecencias para “reponer energías’’.

La molestia estriba en que la Cámara de Diputados ha comenzado una campaña para limpiar la imagen de los legisladores, acusados todos sin distingos partidistas de ser unos haraganes que viven del erario sin desquitar sus sustanciales dietas y fotos como la publicada ayer por Videgaray generan reafirman esa imagen pública.

Ni modo, pero se agradece el oportunismo de Videgaray.

Honestidad valiente se escuda en fuero

José Contreras
expedientepolitico@yahoo.com.mx
Expediente político
La Crónica de Hoy

Julio César Godoy Toscano no es el primer legislador de los partidos de la honestidad valiente que ingresa a escondidas a un recinto parlamentario para rendir protesta y protegerse con el fuero de acusaciones penales.

A finales del mes de agosto del 2006, senadores del PRD y de Convergencia introdujeron a escondidas a la sede del Senado a Francisco Xavier Berganza para que rindiera protesta al cargo de senador de la república.

El ex cantante Francisco Xavier tenía en su contra una orden de aprehensión derivada de una denuncia por violación.

Debido a la persecución por parte de la Procuraduría General de Justicia de Hidalgo, Francisco Xavier dejó de hacer campaña desde aproximadamente dos meses antes de las elecciones.

Tras compartir el templete con el entonces candidato del PRD-PT-Convergencia, Andrés Manuel López Obrador, Francisco Xavier anduvo a salto de mata y sólo reapareció públicamente hasta que había rendido protesta como senador.

Francisco Xavier argumentaba que la acusación de violación era endeble, pero no dio la cara para demostrar ante la justicia su inocencia; prefirió usar el fuero como escudo, tal como ahora hace el diputado federal del PRD Julio César Godoy.

El abuso del fuero por parte de estos dos legisladores representa una oportunidad para que se revise esta figura, que en otras épocas ha sido usada también como escudo por legisladores y servidores públicos del PRI.

El fuero fue concebido exclusivamente para proteger a los diputados y senadores ante represalias del gobierno por sus señalamientos críticos.

El artículo 61 de la Constitución señala: “Los diputados y senadores son inviolables por las opiniones que manifiesten en el desempeño de sus cargos y jamás podrán ser reconvenidos por ello”.

Sin embargo, la disposición complementaria contenida en el artículo 111 de la Constitución concede inmunidad a los servidores públicos de alto nivel de los tres poderes de la Unión, para que no puedan ser sometidos a proceso penal, a menos que la Cámara de Diputados emita una declaración de procedencia.

Actualmente gozan de esta protección especial, además de los diputados y senadores, los diputados locales, los secretarios de Estado, los gobernadores, el jefe de Gobierno del DF, los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y los consejeros del IFE.

La redacción ambigua del primer párrafo del artículo 111 de la Constitución da lugar a diferentes interpretaciones y una de ellas podría llevar a procesar penalmente a Julio César Godoy, pues la inmunidad está relacionada exclusivamente con los delitos “cometidos durante su encargo”.

Pero el asunto está tan politizado que nadie se atrevería a someter a proceso a un diputado federal en funciones, basado en una de las interpretaciones que tiene el artículo 111 constitucional.

Lo ideal es que se revise la figura del fuero para evitar que se presenten hechos tan vergonzosos como el que algunos diputados en funciones introduzcan a escondidas al Palacio Legislativo a un prófugo de la justicia, acusado de delincuencia organizada, para dotarlo de fuero.

La coordinadora del PAN en la Cámara de Diputados, Josefina Vázquez Mota, habló ayer de la necesidad de revisar el fuero legislativo.

Y su similar del PRD, Alejandro Encinas —involucrado directamente en la introducción clandestina de Godoy—, dijo estar dispuesto a que el tema se debata.

Los legisladores deben pasar de la demagogia y de las declaraciones de coyuntura a los hechos.

Es momento de rescatar las 19 iniciativas sobre el fuero que permanecen en la congeladora del Congreso.

No hay pretexto para no entrarle al tema.

OFF THE RECORD

**MÉXICO NO ES COLOMBIA

La canciller Patricia Espinosa Cantellano aseguró ayer que la situación de México no es comparable con la que vivió Colombia.

Menos mal que hace la aclaración, porque los colombianos ya están hartos de que se compare a su país con el nuestro.

Tres alcaldes asesinados en cuatro días, varios más semiexiliados en Estados Unidos, más de 28 mil muertos en lo que va del sexenio, decapitados, desmembrados y colgados de puentes todos los días…

Colombia no se parece a México, para tranquilidad de los colombianos.

**¡AGUAS, LUEGE!

Al titular de la Comisión Nacional del Agua, José Luis Luege Tamargo, le lloverá fuerte este martes, cuando acuda al Senado.

Sabemos de buena fuente que el funcionario pidió hace unos días una tregua a los legisladores.

Pero los cabildeos no fructificaron.

La presidenta de la Comisión de Recursos Hidráulicos, Claudia Corichi —quien encabezará la reunión—, le tiene preparado a Luege un severo reclamo por la ausencia de proyectos hídricos para Tabasco y Veracruz.

Se sabía que vendrían fuertes lluvias y no se hizo nada para controlar los efectos, le dirá Corichi a Luege, entre otras cosas.

**AGONIZA EL SME

El secretario del Trabajo, Javier Lozano Alarcón, dio ayer los santos óleos a lo que queda del SME.

Apenas el sábado el abogado del SME, Carlos de Buen, dijo en una asamblea que la extinción de Luz y Fuerza del Centro “es irreversible”, lo que debe haber pegado fuerte en el ánimo de los seguidores de Martín Esparza.

Y ayer, Javier Lozano anunció que no se le otorgará la toma de nota al “Comité Central” que fue elegido el pasado 22 de julio.

Lenta pero firme, la agonía del SME.

La sensible piel azul

Salvador García Soto
Serpientes y Escaleras
El Universal

Reacios a la crítica y a veces hasta repelentes a la autocrítica, los panistas reaccionaron visceralmente a los dichos del ex presidente Fox y, sin mayor análisis de sus palabras, optaron por descalificar al mensajero e ignorar el mensaje de alerta que les mandó el ex mandatario. “Fox está fuera de lugar”, “se equivoca”, “nosotros vamos a ganar”, respondieron emberrinchados los líderes de Acción Nacional ante la contundencia de las palabras del hombre que sacó al PRI de Los Pinos y doce años después lo ve de vuelta.

Fox no dijo a este columnista nada que no diga el sentido común y que no señalen los datos que al momento se tienen en encuestas y ejercicios de prospectivas electoral. El PAN no es, en estos momentos, un partido competitivo en la ya iniciada sucesión presidencial y ninguno de los posibles candidatos panistas está en condiciones de competir frente al puntero en las encuestas, el priísta Peña Nieto.

Ninguno de los aspirantes que semblantean en los altos círculos del panismo y que incluso ya fueron invitados a Los Pinos por Felipe Calderón en una lista preliminar de suspirantes, llámese Ernesto Cordero, Alonso Lujambio, Josefina Vázquez Mota, Emilio González, Francisco Blake, Santiago Creel, Heriberto Félix o cualquier otro que le pongan es en estos momentos una opción que pueda pelear seriamente la Presidencia para el PAN y conseguir el “tercer periodo de gobierno” al que llama Calderón en la arenga a los panistas.

Que muchas cosas pueden cambiar de aquí al 2012 y nada hay escrito en la política ni en la sucesión porque las encuestas son reflejo de un momento específico, cierto. Pero cierto es también que ni las tendencias sostenidas de las encuestas, por lo menos el último año, ni las tendencias de votación en los últimos procesos electorales muestran a un PAN en jauja que esté ganando elecciones y que pueda sentirse seguro de que va “por su tercer periodo”, como con exceso de optimismo lo proclaman Calderón, César Nava y compañía.

A no ser que en Los Pinos y en el CEN panista tengan un plan oculto y supersecreto o un as bajo la manga que nadie ve hasta ahora, el exceso de confianza que intentan proyectar los líderes del panismo parece más un intento por levantarse el ánimo entre ellos que un discurso realista sobre cuál es su situación real en la sucesión presidencial que ya está en marcha. ¿Será que Calderón tiene ya el arma o el mísil político con el que piensa cortar de tajo la popularidad de Peña Nieto en las encuestas?, ¿o será que tiene un candidato oculto, un prohombre con el que piensa sorprender al PAN y al país con un portento de aspirante presidencial que surja de pronto y modifique escenarios y encuestas?

De no ser así más les valdría a Calderón y a los panistas de la cúpula comenzar a ser menos sensibles y sordos a la autocrítica y ponerse a trabajar en serio si creen que su partido puede evitar el rotundo fracaso de la transición democrática que significaría la vuelta del PRI a Los Pinos.

NOTAS INDISCRETAS… A propósito de los panistas, el CEN blanquiazul tiene ya listo el dictamen de expulsión de Espino, en el que se le acusa de violar el artículo 36 de sus estatutos internos y la dirigencia nacional pide a la Comisión de Sonora la expulsión inmediata. Las pruebas principales son recortes de periódicos con declaraciones y desplegados publicados por Espino en los pasados comicios locales y, en el resolutivo, el CEN instruye a que se publique la expulsión en todos los estados… Giran los dados. Serpiente doble.

Inmadurez

Federico Reyes Heroles
Reforma

Los políticos mexicanos son una especie muy rara. Violentan hasta el sentido de supervivencia. Quizá por eso gozan de tanto descrédito. Un doloroso ejemplo: las cifras avalan que PRI y PAN, por sí mismos o en alianzas, están en posibilidades de llegar a la Presidencia en el 2012. Para el PRD el asunto se mira casi imposible. Es difícil imaginar una victoria de ese partido solo. Brincar del 12% al 35% sería un suceso extraordinario, más aún cuando se trata del partido que hoy presenta por mucho las mayores resistencias, es decir, el mayor número de mexicanos que afirman que nunca votarían por él. En fin, todo indica que el PRI o el PAN se sacarán la rifa del tigre: gobernar a un país de más 110 millones de habitantes con muchas necesidades.

El sentido común indicaría que esos dos partidos deberían de coincidir en el deseo de encontrar el buque en las mejores condiciones para la travesía del 12 al 18. Ambos partidos deberían estar luchando por todo aquello que les permita tomar el timón de un estado fuerte para embestir las tormentas del narco, de la caída competitividad, del desempleo, de la pobreza extrema, de la falta de inversión en infraestructura -caminos, puentes, puertos, aeropuertos-, de las múltiples necesidades en educación sobre todo media superior y universitaria, de la ridícula inversión en ciencia y tecnología que limita nuestro futuro, de la caída de la producción petrolera, etcétera, etcétera. Las necesidades son muchas pero sobre todo los recursos son pocos. El Estado mexicano es un Estado pobre.

Un Estado pobre difícilmente puede romper el círculo vicioso del subdesarrollo. Porque tenemos deficiencias en educación básica la mano de obra es poco calificada y la productividad declina. Porque invertimos poco en infraestructura los costos de operación son más altos en México y por ello la competitividad no asciende. Porque invertimos poco en educación superior, ciencia y tecnología, no se generan los conocimientos y las patentes que son el nuevo venero de la riqueza.

Pero, ¿por qué es pobre el Estado mexicano? Lo es por varios motivos. Es cierto que gastamos mal. Las ineficiencias y deformaciones del gasto son escandalosas. El subsidio al sector eléctrico por ejemplo le ha costado al país en los últimos años tres veces lo que se ha invertido en Oportunidades o 20 veces el presupuesto de la UNAM. En los países de la OCDE la nómina se lleva alrededor de 50%; en México es casi el 80%. La nómina en educación es casi el 90% del gasto, para inversión queda muy poco. Allí hay mucha tela de dónde cortar.

Pero el Estado mexicano es pobre sobre todo porque recaudamos muy poco. No soñemos con una recaudación como la de Dinamarca: 47% del PIB. Pero algo razonable es el promedio de los países de la OCDE que recaudan 27% de su producto. México recauda alrededor del 15%. Pero allí no acaba el problema, de ese porcentaje por lo menos cuatro puntos provienen del petróleo. O sea que la recaudación sin petróleo ronda el 10%. De nuevo allí no acaba el problema, la producción petrolera tardará en recuperarse, siendo optimistas, varios años. O sea que quien gobierne del 12 al 18, si no hace nada, tendrá un estado todavía más pobre que el actual. Pero no sólo salimos mal comparados con los integrantes de la OCDE. CEPAL advirtió hace poco del retroceso fiscal de México (2000-2008) comparado con otros países del área: Brasil pasó del 30% al 35%; Argentina del 21.5% al 30.6%; Chile está en alrededor de 20%; Colombia en 18% o Ecuador 16.5%.

La holgazanería fiscal proviene de los tres órdenes de gobierno. Los países desarrollados recaudan entre tres y cuatro puntos del PIB por predial; México sólo 0.2%. El impuesto madre de los municipios está archivado. Así que a estirar la mano y buscar recursos estatales y federales. Pero los estados tampoco recaudan: 80% de sus recursos previenen de la Federación y la opacidad de su gasto es, en la mayoría de los casos, monumental. Así que a estirar la mano y buscar recursos federales. Pero la Federación ha vivido de la droga petrolera. Para comenzar se calcula que la evasión ronda el 30%. Se considera que el 15% es el máximo tolerable. En impuestos al consumo los países de la OCDE recaudan casi el 8%, México alrededor del 2%. En impuestos al ingreso el promedio de la OCDE es 12%, en México el 5%. Los "esquemas especiales" le cuestan al fisco más de 5 puntos. Los hoyos del IVA otros dos. La suma de fugas rondan los 15 puntos. Así no se puede.

Cualquiera que sepa sumar comprenderá que México crece poco y se está tardando demasiado en enterrar la pobreza por el populismo y la irresponsabilidad fiscal de nuestros gobernantes. ¡Ahora resulta que el PRI quiere bajar el IVA un punto, 35 mil millones de pesos menos! El equivalente a tres grandes presas. Si tuvieran sentido de supervivencia, PRI y PAN deberían aprobar, de manera conjunta, una reforma hacendaria progresiva. Así no habría "costo político". Seguir igual es perpetuar la pobreza. Ése es el resultado de su inmadurez.

El PRI en su laberinto

Ricardo Pascoe Pierce
Especialista en análisis político
ricardopascoe@hotmail.com
Excélsior

Todo empezó con sus derrotas electorales en Oaxaca, Puebla y Sinaloa, además del empate técnico en Veracruz.

El PRI enfrenta una encrucijada producto de eventos recientes a la vista de la sociedad. Todo empezó con sus derrotas electorales en Oaxaca, Puebla y Sinaloa, además del empate técnico en Veracruz. El resultado en esos estados fue un rudo despertar de la ensoñación que venía construyendo en torno a la "inevitabilidad" de su victoria en las presidenciales de 2012.

Al perder esas entidades, junto con el desastroso empate en Veracruz, los números ya no le favorecen al PRI. Ha perdido prácticamente todas sus reservas de voto duro en estados importantes. Arrasar en Tamaulipas y Chihuahua simplemente no le reporta los votos necesarios para ganar la Presidencia de la República. Tampoco vencer en Aguascalientes, Querétaro, San Luis Potosí o Tlaxcala. Las grandes reservas de votos estaban en Oaxaca, Puebla, Veracruz y, en menor grado, en Sinaloa.

Aparte del Estado de México, hoy entendiblemente en el centro de la disputa por la Presidencia, los grandes padrones electorales ya no le resuelven al PRI el problema numérico hacia 2012: el Distrito Federal, Jalisco, Nuevo León, Veracruz, Puebla Guanajuato, Michoacán, Puebla, Sinaloa y Oaxaca son los padrones que definirán el resultado de 2012 y ninguno constituye una reserva de votos para el PRI. Por supuesto que podría ganar algunos de esos estados, pero con otras fuerzas partidistas pisándole los talones. Así, uno de los nuevos fenómenos electorales de lo que viene es que desaparecieron las reservas de votos, excepto en lugares donde no cuenta mucho para la definición del resultado final.

Globalmente hablando, el escenario numérico en este momento habla de incertidumbre en la Presidencia y arroja un Congreso de la Unión dividido y sin mayorías definidas. De ahí que las encuestas sobre la popularidad del PRI/Peña Nieto son ejercicios válidos y necesarios, pero muy relativos en este momento para entender cuál pudiera ser el verdadero desenlace del proceso electoral de 2012.

La disputa por el Estado de México no es sólo acerca de si Peña Nieto logra consolidar su imagen como ganador, sino más importante es sobre el destino de lo que fue, en algún tiempo, una reserva fundamental de votos para el PRI, habida cuenta de que es el padrón electoral más grande del país. Si el padrón del Estado de México se divide, y no le da una mayoría contundente al PRI, ese partido tiene que pensar en despedirse de la Presidencia de la República.

Debido a esta realidad numérica, el PRI anda como animal feroz, suelto y herido. Ataca a todo lo que huela a Felipe Calderón o PAN, a veces con tiros acertados, pero muchas veces haciendo el ridículo y cayendo en un radicalismo verbal que, tarde o temprano, va a lamentar. Se dedicó a denostar toda la festividad del Bicentenario, lanza a sus legisladores a atacar al gobierno por el combate al narcotráfico, siembra la duda acerca de cuál es su verdadera postura frente a los cárteles de la droga, avala la toma de protesta del diputado delincuente para pintarle un violín a la PGR, jura tener una propuesta económica mejor que la del gobierno, sin develarla; propone bajar el IVA, de 16% a 15%, cuando acaba de votar a favor del aumento y cuando sus gobernadores se oponen a dicha reducción (Fidel Herrera dixit). Además, promovió reformas legislativas estatales lesivas de los derechos de las mujeres, teniendo a una mujer como presidente de su instituto político. Destila rabia y oposicionismo sin cabeza. El criticismo redivivo de los editorialistas que han sido priistas, y que hoy salen del clóset, es igual de áspero, fútil y negativo.

¿A dónde irá a parar este escenario? Si el PRI sigue por la ruta que lleva hoy, va a construir, sin reconocerlo, su derrota en 2012. Cometerá el mismo error que López Obrador en 2006: basarse en una propuesta áspera, confrontacional y recargada de negativos que no ganará la confianza de la ciudadanía. En este laberinto se mueve el PRI.

septiembre 27, 2010

El aliado de Peña Nieto

Rubén Aguilar (@RubenAguilar)
Consultor y profesor de la Universidad Iberoamericana
raguilar@eleconomista.com.mx
El Economista

Andrés Manuel López Obrador con sus acciones, aunque diga otra cosa, se ha convertido en el gran aliado de Enrique Peña Nieto para la elección de Gobernador del Estado de México de julio del 2011.

La decisión del perredista de evitar a toda costa la alianza entre el PRD-PAN lo pone en el bando del priísta que necesita gane su partido para poder mantenerse como candidato a la Presidencia de la República.

El Gobernador hizo que se reformara la ley electoral para impedir las candidaturas comunes y así dificultar, no impedir, el proceso de constitución de la alianza entre el PRD y el PAN. En el marco de esa misma estrategia se inscribe López Obrador.

Los estudios de opinión indican que el PRD y el PAN sólo pueden competir en la próxima elección del Estado de México si van unidos como ya ocurrió en Oaxaca, Puebla y Sinaloa. Sin la alianza la derrota de ambos partidos es evidente como sucedió en Veracruz e Hidalgo.

Sin la alianza, Peña Nieto tiene despejado el camino para ser elegido como el candidato del PRI a la contienda electoral del 2012 y sería el participante con mayores posibilidades de hacerse de la Presidencia de la República y lograr que su partido regrese a Los Pinos.

Eso lo saben los dirigentes del PAN y el PRD, por eso quieren hacer la alianza, y también López Obrador. No se entiende, pues, cómo éste se convierte ahora en el más importante aliado de Peña Nieto y el PRI en su intento por retomar la Presidencia de la República.

Al grito: “Al carajo con la alianza”, López Obrador ha iniciado su campaña por el Estado de México, en franco apoyo a Peña Nieto, que se propone impedir, como también lo hace el Gobernador, que el PAN y el PRD vayan juntos.

La decisión del perredista es hacer valer sus aspiraciones personales.

Piensa, tiene razón, que si logra triunfar la alianza PRD-PAN disminuyen sus posibilidades de ser electo como candidato presidencial del PRD en la elección del 2012.

Él apoya, por la vía de los hechos, a Peña Nieto con tal de mantenerse como candidato del PRD y al mismo tiempo cerrar la posibilidad a cualquier otro aspirante. Sus intereses personales están por encima de los del colectivo que dice representar.

Los proyectos particulares de López Obrador y Peña Nieto coinciden. Ninguno quiere la alianza del PRD-PAN porque su triunfo pone en cuestión su candidatura a la Presidencia de la República. A eso no están dispuestos y cada uno hace lo que puede para impedirlo.

Ahora se sabe con claridad de qué lado está el perredista. En sus discursos puede decir cualquier cosa, pero con sus acciones, ésas son las que cuentan, actúa como aliado del PRI, partido del que surgió. Peña Nieto le está, sin duda, muy agradecido.

La decisión de López Obrador de evitar la alianza del PAN-PRD lo pone en el bando del priísta.

Reflexiones pospatrióticas. Hidalgo y Morelos

Héctor Aguilar Camín
acamin@milenio.com
Día con día
Milenio

De una entrevista con Juan Pablo Becerra-Acosta se me quedan en el tintero tres apuntes de alguna pertinencia pospatriótica.

Primero: ¿Cuál era el país que pensaban o soñaban los que iniciaron la lucha de independencia?

Respuesta: Los patriotas independentistas del siglo XIX tenían un optimismo desbordado. Creían que la independencia traería la felicidad y la abundancia. Igual que nosotros creímos en el siglo XX que la democracia lo arreglaría todo. La credulidad y el optimismo son malos consejeros prácticos.

Segundo: ¿Por qué vitoreaba Hidalgo a Fernando VII, el rey de España, de la que quería independizarse?

Respuesta: Vitorear a Fernando VII es lo que hacían todos los independentistas de la primera hora: reivindicar la corona española de Fernando contra la invasión napoleónica de 1808 que había impuesto a José Bonaparte como monarca. Ya que Fernando VII no estaba en el trono, los reinos de ultramar podían declararse autónomos, es decir, soberanos e independientes frente a la imposición napoleónica. El grito de Hidalgo por Fernando VII nos parece raro porque aprendemos nuestra historia patria como si nada tuviera que ver con España, salvo para repudiarla. Lo cierto es que éramos parte de España, del imperio español, y veíamos las cosas de un modo transatlántico, más universal que ahora. La historia patria fundada en la nación nos estrechó la mira.

Tercero: Al parecer sólo Morelos tenía un proyecto de país independiente, esbozado en los “Sentimientos de la nación”.

Respuesta: No me conmueven mucho los “Sentimientos de la nación”. Pienso, por ejemplo, en el punto 2. “Que la religión católica sea la única, sin tolerancia de otra”. O en el punto 19: que se establezca en la Constitución el 12 de diciembre y el culto de la Virgen de Guadalupe como día de celebración obligatoria.

Los “Sentimientos de la nación”, título insuperable, son a la vez un documento arcaico y de gran anticipación de futuro. Postulan el integrismo religioso y la secularidad liberal: rechazo a la esclavitud y a la monarquía; defensa de la división de poderes y de las garantías individuales.

Es un texto a caballo entre dos mundos, a la vez arcaico y modernísimo, de lo cual deriva su problema fundamental: resulta incumplible hacia atrás y hacia adelante.

Quizá sea el documento que funda la funesta tradición legal mexicana de que las leyes son “aspiracionales”: menús de altas intenciones, no de precisos deberes.

Sería muy bueno que hubiera en nuestras leyes menos buenos sentimientos y más reglas obligatorias, menos sueños inalcanzables y más conductas correctas.

El amor no mata

Lydia Cacho
Plan B
El Universal

Alí Desirée cumplió 24 años el 20 de septiembre, estaba a punto de graduarse en Letras Clásicas de la UNAM, emocionada con la idea de convertirse en escritora (ya había publicado algunos poemas), esta campeona ajedrecista, hija de madre mexicana y padre panameño, celebró su vigésimo cuarto cumpleaños con Osvaldo Morgan Colón, su ex novio, con quien había terminado dos semanas antes. Osvaldo le pidió que siguieran siendo amigos, ella aceptó. Luego de la fiesta, Osvaldo asesinó a Alí de 25 puñaladas y, asustado, buscó a un amigo para confesarle el crimen.

Aunque el hermano del joven asesino, Humberto Morgan (ex diputado de la Asamblea Legislativa y actual funcionario de la Secretaría de Educación) ha intentado que se exonere a Osvaldo, luego de un año de juicio, el Poder Judicial del DF impuso una sentencia de 42 años de prisión por homicidio calificado con saña (crueldad) y alteración voluntaria (presencia residual de drogas en la sangre).

Su hermano no es el único que le justifica; algunos amigos han dicho que era “celoso, pero normal”, “controlador, pero lo normal”, “quería que Alí le obedeciera, como es normal”, “un muchacho tranquilo, pero con arranques de ira (normales)”. Lo cierto es que, según amigas de la joven asesinada, Alí terminó la relación porque él tenía “ataques de celos incontrolables”. Durante la relación, las alarmas de la violencia salieron a la luz y nadie lo tomó en serio. Incluso después de muerta, la familia de él la culpó de haber “provocado la discusión que lo hizo enojar”.

Curiosamente, este caso, como la mayoría de feminicidios, es definido por la gente como “anormal”; pero las cifras demuestran lo contrario. Solamente en el Estado de México, cada dos días una mujer es asesinada. Más del 80% de los feminicidios los perpetra un novio, esposo, ex esposo o conocido de la víctima, mientras que la mayoría de muertes violentas de hombres son perpetradas en las calles por otros hombres, no por razones relacionadas con el género o los afectos.

La muerte de Alí ha despertado un gran interés en hombres jóvenes por entender las razones por las cuales la violencia en el noviazgo aumenta en México (Informe SEP 2009). La organización de hombres contra la violencia: http://www.gendes.org.mx, trabaja en ello bajo el principio de que los valores y comportamientos asumidos desde la identidad masculina tradicional, son producto de una construcción social que normaliza esos comportamientos e incluso los celebra o minimiza. Estos expertos aseguran que todo hombre que decida cambiar sus patrones de conducta respecto a las mujeres puede lograrlo, y su trabajo con hombres lo demuestra claramente.

Alí era una joven feminista, defendía los derechos de las mujeres y niñas. Era amorosa y confiaba en que los hombres, como las mujeres, eligen ejercer violencia o evitarla. Osvaldo eligió asesinarla. Ella había escrito un poema que dice: “En mi jardín en mi quietud/la mirada imantada llama,/el silencio se mueve entre las alas/escúchalo/como si todas las flores hablaran/y el cielo abriera su único ojo (el sol)/no temas a aquel cíclope enorme/mira fijamente pero dice la verdad”. Su legado para los estudiantes de la UNAM podría ser trabajar contra la violencia en el noviazgo y crear un movimiento de nueva masculinidad. Porque el verdadero amor, dice el Facebook de las amigas de Alí, no es violento. A estas nuevas generaciones les toca reinventar el amor y la equidad.

La controvertida consumación

José Antonio Crespo
Horizonte político
Excélsior

El mito que sigue vigente es que fue Iturbide quien envió mensajes conciliadores a Guerrero, siendo convencido éste de aceptar un pacto.

Justo dentro de 11 años, se cumplirán los 200 años de vida independiente de México, y este año, el movimiento que la intentó, pero fue derrotado militarmente. Y es que la Independencia no fue consecuencia directa de la rebelión de 1810, y se hubiera llevado a cabo de cualquier manera. Muchos historiadores creen incluso que, de no haberse dado el movimiento de Hidalgo, la Independencia se hubiera conseguido antes. Lucas Alamán escribió que la violencia insurgente explica que "muchos hombres cuyas opiniones eran decididas por (la independencia)" se alinearon con los realistas pues no querían la autonomía "con el acompañamiento de crímenes y desórdenes con que se presentaba". Agustín de Iturbide pensaba igualmente que, debido al carácter violento de su rebelión, "lejos de conseguir la Independencia, los insurgentes aumentaron los obstáculos que a ella se oponían". De hecho, el triunfo de Iturbide sobre Morelos en Valladolid hizo que el obispo Abad y Queipo advirtiera al virrey, con visión profética: "De aquél joven... no sería extraño que andando el tiempo... fuera él mismo... el que hubiese de efectuar la Independencia de su patria". Igualmente, Félix María Calleja advirtió que "la única persona capaz de separar este país de España, es Agustín de Iturbide.

En realidad, la Independencia fue vista como un medio más que un fin en sí mismo: para los insurgentes, era una condición para transformar la sociedad heredada del virreinato. Los realistas hicieron la Independencia exactamente para lo contrario: preservar el orden social vigente. Para convencer a los realistas de que se unieran a la causa trigarante, Iturbide les decía: "El año de 1810 exigía de los honrados, de juicio y de alguna ilustración, cierta conducta, y el año de 21 exige de los mismos, otra muy diversa". Escribió Octavio Paz que la conciliación de Acatempan fue "un verdadero acto de prestidigitación; la separación política de la Metrópoli se realiza en contra de las clases que habían luchado por la Independencia". Y José Vasconcelos sentenció: "Para simular que (la Independencia) se trataba de una aspiración nacional fue necesario que se trajera como curiosidad. a uno de los primitivos insurgentes que ya todo el mundo había olvidado: don Vicente Guerrero".

Afortunadamente, los actuales libros de texto escolar reconocen esa contradicción, a diferencia de los antiguos libros con los que muchos aprendimos historia. Y así también aparece con todo realismo y claridad, por ejemplo, en la serie de Televisa, Gritos de muerte y libertad.

El mito que sigue vigente es que fue Iturbide quien buscó y envió mensajes conciliadores a Guerrero, siendo convencido éste por aquél de aceptar un pacto (una tregua, en realidad, pues las hostilidades entre liberales y conservadores, es decir, insurgentes y realistas, se reanudaron después de la Independencia).

En realidad, Guerrero ya había imaginado ese desenlace, al reconocer con realismo que el movimiento insurgente del cual él era el principal caudillo ya no tenía posibilidades de triunfar militarmente. Que era algún oficial realista quien estaba en mejor posición para dar ese paso, y que más valía obtener la Independencia, aunque fuese sin reforma social. Antes de que Iturbide enviara sus propuestas de conciliación a Guerrero, éste había escrito al coronel realista Carlos Moya: "Nuestra patria es preferible a todo derecho, cuya gloria hace a los hombres inmortales en las futuras generaciones".

Poco después, hizo la misma proposición al teniente coronel Francisco Berdejo, realista mexicano, haciéndole ver que estaba la "puerta abierta para poder ser un padre de la patria. Este es el tiempo más propio para que sea Usted hombre grande y su fama se eternice en los fastos de nuestra historia". Queda claro que fue Guerrero, antes que Iturbide, quien pensó en hacer una tregua con los realistas para lograr la Independencia, así estuviera desprovista de su contenido social.

Se propone ahora regresar las letras de oro de Iturbide al Congreso (borradas en 1921). Sin yo creer en su heroísmo (sino en su oportunismo y crudo pragmatismo), Iturbide es protagonista de la consumación. Y en todo caso, hay no pocos miembros de la sociedad actual (y al menos un partido político) que algo o mucho les representa esa polémica figura. Una historia patria que fomente la democracia debe ser incluyente, no intolerante; abierta, no cerrada; apegada a la realidad, no maniquea; humana, no poblada por semidioses y demonios.

Analfabetismo y PRID

Luis González de Alba
La Calle
Milenio

Lo señalan todas las encuestas en toda elección: a mayor analfabetismo de una región mexicana, mayor votación obtiene el PRI. Hay relación directa entre falta de cultura política e inclinación por las tesis del PRI: su nacionalismo con xenofobia, sus regalos en tiempo de elecciones, su visión premoderna, tutelar, precapitalista, antijuarista, antiliberal, proteccionista: esa oratoria del PRI cae en la buena tierra del clientelismo con papá gobierno al que nos acostumbró la Revolución. El natural heredero de esa relación enferma es el PRD surgido del PRI y de una izquierda que se tragó enteros los mitos de la Revolución y sus ruedas de molino. O sea, el PRID.

Al igual que las regiones de priismo sólido, los foros donde los lectores participan resultan dignos de estudio por expertos con menos flojera que yo: es notable en ellos una semejanza con las regiones adictas al PRI: presentan un desarrollo “desigual y combinado”, según expresión de una teoría exitosa en la izquierda entre 1965 y 80. Del desarrollo con atraso resultan ejemplo los venereadores de AMLO, que si bien sueltan bilis al menos rasponcito a su mesías, luego, sin mediar coherencia, expresan tesis creacionistas siguiendo los más gastados estribillos de sacristía, rechazan con violencia de regidora panista la igualdad de los homosexuales ante la ley, y apoyan con argumentos clericales la ley seca en fiestas patrias, aunque ya Rosario Robles probara en sus tiempos que la población del DF no necesita ser disciplinada por un gobierno autoritario que sabe lo que le conviene a sus gobernados.

Hace años, en los tiempos de las cartas a la redacción con nombre y datos, tuve una agria discusión con una regidora panista. Me parecía correcta la iniciativa municipal, del PAN, que planteaba revitalizar el centro de Guadalajara dando facilidades para cafés, restoranes y bares. Dije que los cafés deberían incluir la posibilidad de pedir un jerez con una tapa de jamón, una cerveza. La panista me dijo que si me quería destrampar ya sabía a dónde ir. Lo sé, respondí, y eso es lo que no quiero, sino entrar a un café y pedir un Tío Pepe y un trocito de queso en la barra, junto a la señora que bebe un té helado y el par de amigos con cervezas.

Este lunes, los argumentos a favor de la ley seca en el DF fueron de tono aún más ñoño que entonces. De Hija de María escandalizada por la posible borrachera de jóvenes celebrando el Grito, dije. El lector aludido respondió con recuerdos a las zonas del cuerpo y sus funciones que, afirmó, yo no acato. Lo cual, se ve, no era el tema ni venía al caso: era un simple y simplón insulto.

La relación analfabetismo-voto priista se reproduce en el hijo del PRI, el PRD, con su analfabetismo funcional. Porque es de analfabeta negar la evolución y la igualdad de derechos. Es de derecha aprobar la ley seca que impide la venta de alcoholes a adultos que celebran la Independencia. Asombra que llamen izquierda a eso, propio de cintas como Las señoritas Vivanco. Llaman “borrachín” al gobernador González Márquez, de quien se pueden señalar falta de visión para atraer inversiones, abandono de la industria productora de computadoras, imprevisión para atender el ya inmediato futuro de la computación cuántica, e incapacidad para hacer siquiera una carretera digna a Vallarta, pero sus tequilas… hasta caen bien.

El éxito del PRI pasa por alto que no nos dio sindicalismo, sino corporaciones atadas al gobierno; tampoco democracia, sino partido único y elecciones a cargo del gobierno; del PRI heredamos decenas de millones de pobres y un atraso criminal en educación, cúpulas sindicales hechas para el enriquecimiento y el ascenso político. El PRI, en suma, nos deformó al uncirnos a una relación perversa cliente-proveedor, nos indujo analfabetismo político según el cual somos niños que deben dejar los altos asuntos de la Patria en manos de políticos adultos. La rebelión del 2000 aún no la digieren.

El daño está hecho y se ve en lectores incapaces de distinguir los clásicos planteamientos de la derecha cuando se les ofrecen travestidos de izquierda. Sin ortografía ni menos sintaxis, vociferan posiciones que a la derecha ya avergüenzan. Es la escuela del PRI: hay buenos y malos, quien plantea opiniones que el lector no comparte es porque recibe soborno por engañar al pueblo, equivalente hoy de las “ideas exóticas” y “el oro de Moscú” de que nos acusaba hace 40 años el PRI. Son idénticos.

Mi revisión de la Historia de México: Las mentiras de mis maestros (Cal y Arena).

El rezago educativo latinoamericano

Andrés Oppenheimer
El Informe Oppenheimer
Reforma

Cuando le pregunté a Bill Gates en una entrevista sobre la convicción muy difundida en Latinoamérica de que la región tiene algunas de las mejores universidades y centros de investigación científica del mundo, el fundador de Microsoft me miró con cara de asombro. ¿De veras creen eso?, me preguntó.

Si los latinoamericanos están satisfechos con sus sistemas de educación pública -tal como lo revelan las encuestas- la región está en problemas, señaló. El secreto del éxito educativo y tecnológico de países como China e India es la humildad, y cierta dosis de paranoia, me dijo Gates.

En efecto, Latinoamérica podría beneficiarse de una pequeña dosis de paranoia constructiva respecto a la educación, ciencia, tecnología e innovación.

Según una encuesta de Gallup y el Banco Interamericano de Desarrollo, los latinoamericanos están mucho más satisfechos con sus sistemas educativos que los estadounidenses, los alemanes o los japoneses, a pesar de que los países latinoamericanos figuran entre los últimos puestos en las pruebas estudiantiles y en los rankings internacionales de educación.

Mientras 85 por ciento de los costarricenses y 84 por ciento de los venezolanos están satisfechos con sus sistemas de educación pública, sólo 66 por ciento de los alemanes y 67 por ciento de los estadounidenses están conformes con los suyos, dice la encuesta.

Simultáneamente, cuando uno mira los resultados del test PISA de jóvenes de 15 años en todo el mundo, se encuentra con que mientras los estudiantes de Hong Kong, China, sacan un promedio de 550 puntos en matemáticas, los de Corea del Sur 542 puntos y los de Estados Unidos 483 puntos, los estudiantes de Brasil, México, Argentina, Chile y Perú sacan un promedio de 400 puntos, y en otros países de la región mucho menos.

En la educación superior y la investigación, las estadísticas son tanto o más preocupantes.

- No hay una sola universidad latinoamericana entre las 100 primeras instituciones de educación superior del mundo, según el "Ranking del Suplemento de Educación Superior del Times 2009-2010". Un ranking similar de la Universidad Shanghai Jiao Tong, de China, tampoco incluye a ninguna universidad latinoamericana entre las mejores 100, a pesar de que Brasil y México figuran entre las 13 economías más grandes del mundo.

- De todas las inversiones en investigación y desarrollo en todo el mundo, menos de 2 por ciento se realiza en Latinoamérica, según el Observatorio Iberoamericano de Ciencia y Tecnología (RICYT). Comparativamente, casi 30 por ciento de las inversiones mundiales para investigación y desarrollo se realiza en países asiáticos, añade el informe.

- Mientras China invierte 1.4 por ciento de su PIB en investigación y desarrollo -la mayor parte proveniente del sector privado- Brasil invierte tan sólo 0.9 por ciento; Argentina, 0.6 por ciento; México, 0.4 por ciento, y Colombia y Perú, 0.1 por ciento, respectivamente.

- En materia de investigación, mientras un país asiático relativamente pequeño como Corea del Sur, que hace apenas 50 años era mucho más pobre que la mayoría de los países latinoamericanos, registra 80 mil patentes anuales en todo el mundo, Brasil sólo logra registrar 600 patentes por año, México unas 300, y Argentina 80, según la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual.

- Sólo 27 por ciento de los jóvenes latinoamericanos en edad universitaria están inscriptos en instituciones de educación superior, comparado con 69 por ciento de sus pares de los países industrializados, según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

¿Puede América Latina remontar este rezago? Por supuesto que sí. Durante la investigación que realicé en los últimos cinco años sobre la educación en el mundo, encontré ejemplos muy concretos que podrían mejorar rápidamente la calidad educativa en toda Latinoamérica, y también en Estados Unidos.

Chile creó un fondo de 6 mil millones de dólares para otorgar 6 mil 500 becas anuales a graduados universitarios para que hagan doctorados -casi todos en ciencias e ingeniería- en las mejores universidades de Estados Unidos y Europa.

Uruguay se ha convertido en el primer país del mundo en darle una computadora laptop a cada niño en las escuelas públicas. En Brasil se ha generado un exitoso movimiento ciudadano que está impulsando mejoras en la calidad educativa. Los ejemplos esperanzadores abundan.

Pero el primer paso debe ser acabar con el triunfalismo -como el reflejado en la reciente declaración del Presidente mexicano Felipe Calderón de que México es una "fortaleza" educativa- y, como decía Gates, ser más humildes. Sólo así, con una sana dosis de paranoia constructiva, como la de los asiáticos, podremos vencer la complacencia, crecer más y reducir más rápidamente la pobreza.

Esta columna esta basada en el nuevo libro de Andrés Oppenheimer "¡Basta de Historias!: La Obsesión Latinoamericana Con El Pasado y Las 12 claves Del Futuro'' (Random House-Debate, 2010).