abril 25, 2012

Migración cero

Yuriria Sierra (@YuririaSierra)
Nudo Gordiano
Excélsior

Con este fenómeno Calderón tuvo una “despedida” en Washington, en una reunión con integrantes de la Cámara de Comercio

Durante su visita a Washington, en lo que podríamos denominar “la gira del adiós”, el Presidente de México habló sobre uno de los temas que ha ocupado lugar en varios gobiernos mexicanos y estadunidenses: la migración.

Y es que el Centro Hispano Pew dio a conocer el resultado de un estudio realizado en esta materia, mismo que arrojó números que dieron pauta al Presidente para hablar de condiciones económicas y laborales mucho más estables que en años (y gobiernos) anteriores en nuestro país.

Los resultados del estudio hablan de un fenómeno llamado “migración cero”, que no significa que ya no haya mexicanos cruzando la frontera norte del país en busca de un mejor porvenir, pero sí que se ha reducido el número de ellos; que se ha quedado estancado, congelado, sin un incremento notable, como el registrado en otros años. Dato importante tomando en cuenta la situación demográfica de nuestro país, así como nuestras condiciones políticas y sociales, además de los tropiezos económicos del mundo y la inestabilidad que en el mismo rubro ha enfrentado Estados Unidos en los últimos años.

Incluso en otra de las lecturas que puede hacerse del estudio se observa un incremento en el porcentaje de mexicanos que regresan a nuestro país, un número mayor al que se anotaba en otros sexenios. Mexicanos que buscan un porvenir dentro del territorio nacional y no dentro del estadunidense. Y es que hablando en números, la tasa de migración, por primera vez en cuatro décadas, quedó uno a uno. Es decir, según el Centro Hispano Pew, entre 2005 y 2010 fueron 1.4 millones de mexicanos los que salieron del país rumbo a un mejor futuro en territorio estadunidense, pero también alrededor de 1.4 millones de mexicanos regresaron a sus localidades, a nuestro país, pues. Lo que provocó un aumento de apenas 200 mil mexicanos en tierras de EU, que pasaron de 5.6 millones a 5.8 millones de personas. Algo nunca visto en estos años que han anotado cerca de 12 millones de connacionales cruzando la frontera norte de México. El presidente Calderón atribuyó esto a las condiciones que su gobierno ha dado en materia laboral, de salud y estudio, y que han fungido como ancla para evitar que la migración sea un fenómeno en crecimiento.

Aun así, con todo y estos números, los mexicanos se ubican como 58% del total de la comunidad de quienes integran la ciudadanía ilegal en Estados Unidos.

Ese es el fenómeno “migración cero”, con el que Felipe Calderón tuvo una suerte de “despedida” ayer en Washington, en una reunión con integrantes de la Cámara de Comercio de Estados Unidos, y es que esta es una de sus últimas giras al mando del gobierno de nuestro país.

Y aunque alguna mirada, de esas que ven el vaso medio vacío, anota que más que a las condiciones estables en nuestro país, esto se debe a las malas de Estados Unidos, lo cierto es que, si lo expresado por Felipe Calderón no tuviera sustento, este fenómeno no hubiera aparecido jamás en los registros.

No hay comentarios.: